30 oct. 2013

30/10/2013 LA LUCHA DE LAS MUJERES SAUDÍES

He seguido con interés las noticias que estos días han salido en algunos medios de comunicación,  sobre la lucha que algunos colectivos de mujeres saudíes han realizado para conseguir un derecho. Un derecho  que desde el mundo occidental nos parece inconcebible que todavía no tengan, como es el derecho a conducir.



La campaña CONDUCIR EL 26 de octubre tuvo numerosos apoyos, se recogieron más de 16.000 firmas a través de internet, y también muchos detractores sobre todo entre el sector religioso a través de manifestaciones y declaraciones.



El Consejo Religioso utilizó a la ciencia para apoyar sus argumentos a favor de la prohibición. Un miembro del consejo religioso Saleh al Lohadien declaró que "el informe científico" recoge:  

"Si una mujer conduce un coche sin que sea absolutamente necesario podría sufrir impactos psicológicos negativos, toda vez que hay estudios médicos fisiológicos y funcionales que demuestran que la conducción afecta automáticamente a los ovarios y presiona la pelvis hacia arriba",  "Por eso encontramos que aquellas que conducen habitualmente tienen niños con problemas clínicos de diferentes niveles".

Arabia Saudita ocupa en el puesto 127 de un total de 136 según el The Global Gender Gap Report elaborado por el Foro Económico Mundial en el ranking de países donde peor situación tienen las mujeres. Es por tanto seguro que las mujeres saudíes tienen abiertos otros muchos frentes de lucha, aunque poco conozcamos de ellos pero está claro que necesitan nuestra solidaridad. No deben esperar mucho  de la colaboración de los organismos internacionales, que hasta la fecha no han presionado para que desaparezcan estas normas que obligan a las mujeres a ser "menores de edad" toda la vida, que las obliga a depender de un padre, un marido, un hermano e incluso un hijo menor de edad para poder hacer algo tan sencillo como conducir un coche.

Creo que mientras Arabia Saudita, por razones obvias relacionadas con el petróleo sea intocable desde el punto de vista diplomático y de otros poderes fácticos será difícil la lucha de estas mujeres para conseguir que desaparezcan las brechas de género.



Amnistía  Internacional ha iniciado una campaña para conseguir que las mujeres puedan conducir en Arabía Saudíta

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada