22 nov. 2015

PIONERAS DE LA MEDICINA EN ESPAÑA. MARTINA CASTELLS BALLESPÍ, Mª ELENA MASERAS RIBERA, DOLORS ALEU RIERA, TRINIDAD ARROYO VILLAVERDE

Las universidades españolas vetaron la entrada de las  mujeres hasta finales del siglo XIX. Martina Castells Ballespí y Dolors Aleu i Riera son las dos primeras mujeres que se doctoraron en Medicina en 1882. Mª Elena Maseras Ribera fue la primera mujer en estudiar Medicina, se licenció en 1878 pero renunció a examinarse de la única asignatura que tenía pendiente para finalizar los estudios de doctorado , por la presión a que se vió sometida por parte del profesor que impartía dicha asignatura. Trinidad Arroyo Villaverde se convirtió en 1895 en la primera mujer oftálmologa.

        MARTINA CASTELLS BALLESPÍ (1852-1884). Nació en Lleida, hija de una extensa dinastía de médicos y debido a su precaria salud tuvo muchas dificultades para poder acceder a los estudios. Estudio secundaria en Lleida y al terminar, en el año   1877, se matriculó  de medicina en la Universidad de Barcelona y realizó su examen de licenciatura en 1882. Ese mismo año se doctoró en Madrid con una  tesis que  reivindicaba la educación
de las mujeres como un tema de actualidad y de vital importancia (Educación física, intelectual y moral que debe darse a la mujer para que contribuya en grado máximo a la perfección y la dicha de la Humanidad). Fue la segunda mujer en alcanzar el doctorado. La polémica levantada por los bien pensantes de la época sobre la presencia de mujeres en las universidades, provocó la aparición, de  una Real Orden que negaba el acceso a las mujeres a los estudios universitarios. Solamente aquellas alumnas que a esa fecha estuvieran dentro de la universidad, tendrían derecho a examinarse y terminar sus estudios.
Se casó con un médico militar y se trasladó a Reus (Tarragona), donde ejerció como pediatra en el Hospital militar y en el  Instituto Pere Mata. Desgraciadamente su trayectoria profesional fue muy breve, ya que murió a los treinta y un años al sufrir una nefritis mientras estaba embarazada. 

MARIA ELENA MASERAS RIBERA (1853- 1900). Nacida en Vila- seca (Tarragona), fue la primera en matriculada en la carrera de Medicina, en la Universidad de Barcelona. Hija de una familia de médicos, quiso seguir la tradición familiar. Para ello tuvo que pedir autorización al rey Amadeo I de Saboya, que en 1871, promulgó una Real orden que permitía el acceso de las mujeres a los estudios de medicina. En  septiembre de 1872,
Elena Maseras fue la primera mujer que piso las aulas de la facultad, acompañada por los aplausos de sus compañeros. Terminó todos los estudios correspondientes a la licenciatura en junio de 1878, y se trasladó a Madrid para realizar el doctorado. Pero el hecho de que una mujer hubiera cursado la totalidad de los estudios de medicina causó tal estupor a las autoridades madrileñas que le fue negado el título de Licenciatura, a que, evidentemente, tenía derecho. Finalmente obtuvo el grado de Licenciada en 1882, pero renunció a examinarse de la única asignatura que tenía pendiente para finalizar los estudios de doctorado, por la presión a que se vio sometida por parte del profesor de la misma, Tomás Santero. Elena  Maseras, que debería haber sido la primera doctora de España, no ejerció nunca la medicina. Ante las dificultades encontradas, aprovechó los años en los que se le impidió obtener de la licenciatura para cursar Magisterio, profesión a la que se dedicó posteriormente y que ejerció en Vilanova i la Geltrú (Barcelona) y en Mahon (Menorca), donde murió.


        DOLORS ALÈU RIERA (1857- 1913). Nació en Barcelona. Hija única, fue educada en casa con profesores particulares y estudio secundaria en un instituto público de Barcelona.
Ingresó en la Facultad de Medicina en septiembre de 1874 y terminó sus estudios en 1879, pero no obtuvo permiso para realizar el examen de licenciatura hasta tres años después. Ese mismo año leyó su tesis doctoral titulada, De la necesidad de encaminar por nueva senda la educación higiénico-moral de la mujer, en la que   trataba de rebatir el argumento de la falta de capacidad de las mujeres para los estudios profesionales, que según Aleu se debían a diferencias en la educación. La lectura de su tesis doctoral tuvo lugar cuatro días después de la de  Martina Castells.
Ejerció la medicina durante 25 años  y se especializó en ginecología y medicina infantil. Fue profesora de higiene doméstica en la Acadèmia per a la Il.lustració de la Dona.

Autora de textos de carácter divulgativo orientados a mejorar la calidad de vida de las mujeres, entre los que destaca  Consejos a una madre sobre el régimen, limpieza, vestidos, sueño, ejercicio y entretenimiento de los niños. 

TRINIDAD ARROYO VILLAVERDE (1872-1959). Nació en Palencia. Al finalizar el bachillerato en 1888 decidió estudiar medicina, y tras numeras negativas por parte de los estamentos universitarios, consiguió matricularse oficialmente el 31 de diciembre de 1888, en la Universidad de Valladolid. Trinidad terminó su licenciatura en 1895 y un año más tarde obtuvo su doctorado en Madrid. Decidió dedicarse a la oftalmología porque según sus propias palabras "esta es mi especialidad, aquí hay de todo, medicina y medicina minuciosa, delicada, detalles, cirugía de dama, y a ella le dedicaré todos mis entusiasmos". En 1898 se inscribió en el Colegio de Médicos de Palencia e instaló su consulta en la casa familiar.
En 1902 se casó con un antiguo profesor suyo, Manuel Márquez Rodríguez. Ambos se instalaron en Madrid y se dedicaron  a la Oftalmología. Trinidad compartió su profesión con numerosas actividades de ayuda a las clases sociales más desfavorecidas. Durante la guerra civil desarrollaron, tanto ella como su marido, una gran actividad política, lo que les obligó, al finalizar la guerra, a exilarse primero en París y después en México. País en el que permanecieron el resto de su vida.
En 1955, Trinidad regresó a España para formalizar su testamento ante notario. Donó toda su fortuna al Instituto de Enseñanza Secundaria de Palencia para que se creasen becas para el alumnado  pobre que estudiase en el centro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario